Refinería hará justicia a Tabasco

Redacción/

El Presidente López Obrador acompañado del Gobernador Núñez oficializa el proyecto en Dos Bocas, Paraíso; contará con 17 plantas de proceso, 93 tanques y esferas y un sistema generación de energía

Redacción/

Paraíso, Tabasco.- La decisión de construir la nueva refinería en Dos Bocas, Paraíso, se tomó en base a que es la terminal más importante del país, ya que recibe alrededor de 1 millón de barriles diarios de hidrocarburo de Campeche y Tabasco, y a partir de ahora ya no se mandará al extranjero sino que aquí se convertirá en combustible.

Así lo manifestó el Presidente Andrés Manuel López Obrador, quien acompañado del Gobernador Arturo Núñez Jiménez anunció el Plan Nacional de Refinación, que busca recuperar al sector energético mediante el rescate de la empresa Petróleos Mexicanos y la industria petrolera, la rehabilitación de las seis refinerías existentes en el país y la creación de la de Dos Bocas, mediante una inversión de 8 mil millones de dólares.

Aseguró que a más tardar en marzo lanzarán la licitación para su edificación, y que el próximo año Pemex recibirá 75 mil millones de pesos más de presupuesto, derivados del Plan de Austeridad, los cuales serán utilizados para relanzar la producción petrolera y la rehabilitación de las refinerías ubicadas en Oaxaca, Nuevo León, Guanajuato, Hidalgo, Veracruz y Tamaulipas.

“Nuestra meta es que en el año 2024 tengamos una producción de 2 millones 400 mil barriles diarios, y con el apoyo de trabajadores y técnicos de Pemex, y la colaboración de los empresarios mexicanos, estoy seguro de que lograremos nuestro objetivo”, aseguró López Obrador.

En tanto, al dar la bienvenida al Presidente de México, el Gobernador Núñez consideró que con la construcción de la refinería se hace justicia a Tabasco, estado que durante su historia ha ocupado el primero y segundo lugares nacionales en producción de petróleo crudo, y el primero en producción de gas natural.

“Este es un proyecto único, de la dimensión que se requiere para recuperar la economía del estado y salir de la situación a la que nos llevó la debacle petrolera, causada por la caída de los precios internacionales del petróleo y la producción nacional. Con esta refinería se beneficiará a todo el país, pero en especial a la región sur-sureste y a Tabasco”, subrayó.

Ante el Gobernador electo Adán Augusto López Hernández, el mandatario estatal señaló que la decisión de establecer aquí la séptima refinería del país, tiene que ver con la proximidad a la fuente de abasto de una las zonas petroleras más importantes del país, establecida en el territorio continental de Tabasco y Campeche, y porque aquí está la materia prima de lo que se habrá de refinar.

A su vez, el director de Pemex, Octavio Romero Oropeza, ofreció un análisis de la caída de producción de petróleo a lo largo de los años y los millonarios recursos que se les han inyectado sin resultados positivos, de ahí la necesidad de intervenir para recuperar la soberanía en materia de hidrocarburos.

Señaló que actualmente se compran al extranjero 591 mil barriles diarios de gasolina, 54 mil de turbosina y 235 mil de diesel, lo que hace una importación total de 880 mil barriles diarios. Estas son las razones por las que el hoy Presidente nos convoca a presentar el Programa de Rehabilitación y Mantenimiento del Sistema Nacional de Refinación, añadió.

Asimismo, la secretaria de Energía, Rocío Nahle García, dio detalles del Plan y del proyecto a concretarse en Dos Bocas, que contará con 17 plantas de proceso, 93 tanques y esferas y de un sistema generación de energía, creando 23 mil empleos directos y 112 mil indirectos.

Anuncios

Respalda Adán Augusto Plan Nacional de Refinación

• En compañía del gobernador electo de Tabasco, Adán Augusto López Hernández, el presidente de México, lanzó el Plan Nacional de Refinación y la construcción de la nueva refinería en Dos Bocas, Paraíso, con el que se busca la autosuficiencia energética del país.

• Andrés Manuel López Obrador, presentó a Octavio Romero como responsable de la producción petrolera del país y a Rocío Nahle como encargada de la rehabilitación de las refinarías existentes y la construcción del nuevo proyecto en Tabasco.

Redacción/

Con el compromiso de trabajar intensamente para lograr la autosuficiencia energética que requiere el país, el presidente de México, Andrés Manuel López Obrador, este día puso en marcha el Plan Nacional de Refinación y la construcción de la nueva refinería en Dos Bocas, Paraíso, con una inversión de ocho mil millones de dólares.
En su primera visita oficial a Tabasco, donde estuvo acompañado del gobernador electo, Adán Augusto López Hernández, el Ejecutivo Federal convocó al sector público, privado, así como a la clase trabajadora, al rescate de Petróleos Mexicanos y la industria petrolera ante la grave crisis que enfrenta, resultado de la mal llamada Reforma Energética aprobada hace cuatro años.


“Vamos a que en tres años seamos autosuficientes en las gasolinas que consumimos y así poder bajar los precios de los combustibles”, expresó, teniendo como objetivos el Plan Nacional de Refinación y el Plan de Producción Petrolera que será presentado la próxima semana en Ciudad de Carmen, Campeche.


Tras lamentar la debacle de las refinerías nacionales y la caída de la producción petrolera por debajo de un millón 800 mil barriles diarios de petróleo, llamó al empresariado mexicano a estar a la altura de las circunstancias para llevar a la práctica contratos integrados que faciliten la extracción del petróleo en tierra y aguas someras.
Frente a los gobernadores constitucionales de Tabasco, Campeche, Oaxaca, Hidalgo, Guanajuato, Nuevo León y Veracruz, quienes respaldaron la nueva política petrolera del Gobierno Federal, López Obrador anunció que Pemex recibirá en 2019, 75 mil millones de pesos adicionales a su presupuesto para elevar la producción de crudo, recursos que provendrán del Plan de Austeridad, sin generar deuda ni tocar el Fondo de Contingencia Petrolera.
“No es que haya faltado dinero, es que ha sobrado corrupción”, remarcó, al criticar la supuesta reconfiguración que hicieron a las refinerías de Minatitlán, Cadereyta y Madero, cuando son las que menos combustibles producen.
Desde su tierra natal y en presencia del gobernador del estado, Arturo Núñez Jiménez, dio a conocer que actualmente México compra el 75 por ciento de la gasolina que consume el país y sólo produce el 25 por ciento, “eso es lo que ya no va a continuar, vamos a ser autosuficientes a darle valor agregado a la materia prima, y en tres años ser autosuficientes y entonces bajar el precio de los combustibles”.
Sobre la nueva refinería en Dos Bocas, resaltó que a una semana de gobierno ya se tienen las 600 hectáreas de terreno y se tienen los proyectos, y a más tardar en marzo próximo saldrán las licitaciones.
Ante la desinformación, detalló que la decisión de construir la nueva refinería en Dos Bocas, Paraíso, es técnica no política, pues es la terminal marítima más importante del país, donde diariamente llegan más de un millón de barriles de crudo. “Es el mejor sitio, no es un asunto político, es un asunto técnico, no había un lugar mejor que Dos Bocas, Paraíso, Tabasco, para construir esta nueva refinería”, señaló.
Pensando de manera realista, dijo que tienen contemplado elevar la producción de petróleo a dos millones 400 mil barriles diarios hacia el 2024, con lo que se abastecería el consumo interno y dejar de comprar gasolinas.
Con el compromiso de estar pendientes de los proyectos energéticos que se emprendan en su gobierno, López Obrador indicó que el responsable de la producción petrolera del país será Octavio Romero Oropeza, director de Pemex; mientras que la responsable de la rehabilitación de las refinerías y la construcción de la nueva en Dos Bocas será Rocío Nahle, secretaria de Energía.
Como parte de los tres objetivos planteados por su gobierno de generar mayor extracción, refinar el petróleo y producir energía eléctrica, agregó que Manuel Bartlett, director general de la Comisión Federal de Electricidad será el otro de los responsables.
Antes de despedirse, el presidente de México aprovechó a informar a los trabajadores petroleros que se terminarán los problemas en los sindicatos, al no haber más sindicatos apoyados por el gobierno e implementarse una verdadera democracia sindical.
En su oportunidad, Rocío Nahle, destacó que la construcción de la refinería forme parte de los diez proyectos prioritarios estratégicos del nuevos Gobierno Federal, luego de 40 años de no construirse una refinería en el país.
La funcionaria federal estimó que con la rehabilitación de las seis actuales refinarías, buscarán disparar la producción diaria hasta en 600 mil barriles de gasolina por día que, aunado a la operación de la nueva refinería en Dos Bocas en un promedio de tres años, se estaría logrando la autosuficiencia energética del país.
En el mismo sentido, Octavio Romero detalló que ante la caída en la producción de las seis actuales refinerías del país, reviste de importancia el nuevo programa de rehabilitación de las refinerías y la construcción de la nueva refinería en Dos Bocas, sin más privatización ni desplazamiento de la mano de obra petrolera.
“No más inversiones, que lejos de incrementar, reducen la producción. No más proyectos, que tan solo han beneficiado a reducidos grupos de interés. En conclusión: No más privatizaciones, ni desmantelamiento de las instalaciones, ni desplazamiento en las actividades de las y los trabajadores del sector energético de nuestro país”, remarcó.