Buscando fuero

Carta Abierta/

Jorge Núñez/

Rodeado de gorrones, al estilo de la “cargada” de los viejos tiempos en el PRI, que se creían ya superados, Benito Neme Sastré escenificó su enésimo “destape” a la gubernatura.
Lo hizo tomando como pretexto el cumpleaños 70 de su compadre Hernán Barrueta, el delegado de la Sedatu.
Benito repartió tacos de barbacoa y refrescos. Posó para las fotos que saldrán en las páginas de la “socialité”.
Los zalameros lo llenaron de adulaciones, besos y abrazos. Le dijeron, cómo si no, que él es el “bueno” para la “grande”.
Así se les gasta: vendiendo espejitos.
Con el cuento de que tiene el apoyo de su compadre, el presidente Enrique Peña Nieto, Benito quiere erigirse en una suerte de “gober” pluri: sin caminar, sin ser conocido por los tabasqueños, sin tener carrera política en el Edén.
Lo que muchos no saben que el director de Capufe juga con la ingenuidad de muchos.
Haciéndole al mago guarda, en realidad, un “conejo bajo la chistera”.
Esparce una “cortina de humo” con su aspiración a la gubernatura cuando lo que busca en realidad es tener fuero para los próximos seis años.
Quiere meterse en la pachanga para obtener un premio de consolación: una senaduría o, ya de perdis, una diputación federal.
Le preocupa la herencia que dejará en Caminos y Puentes Federales. Y las consecuencias que ello tendrá.
Aun suponiendo, sin conceder, que se convierta en senador o diputado, la otra gran pregunta que se hacen los tabasqueños es: ¿qué diablos ha hecho Benito por Tabasco en sus casi cinco años como director de Capufe?
: DE MIEDO
Una pista sobre el por qué la Policía llega (casi) siempre tarde a los actos delictivos, como la caballería en las películas del Oeste, la dio el propio titular de la Corporación.
Jorge Aguirre Carbajal reveló que 96 policías han sido dados de baja por estar involucrados con células criminales. Y parece que hay más.
El tema preocupa, y mucho, porque los ciudadanos tienen la idea de estar protegidos por los uniformados.
Esta relación de malos de elementos con grupos delictivos es la clave para entender, al menos parcialmente, el alza desbordada de los actos criminales.
: “MALA LECHE”
La “campaña negra” contra el alcalde Gerardo Gaudiano no tiene punto de reposo.
Ahora resulta que cualquier “hijo de vecino” puede calificar la gestión municipal de Centro.
Este es el caso del casi desconocido exregidor del PRI, ahora en el PVEM, Francisco Celorio Cacep, quien dio “entre un 7 y un 8” de puntuación al Ayuntamiento de Centro.
En este ardid se aprecia ya, de plano, la “mala leche” contra GG.
Al rato van a hacer una especie de “catafixia” al estilo Chabelo.
: “QUEMADOS”
Interesante lo dicho por el representante del PRI ante el IEPCT, Félix Sarracino.
Que Adán y Eva han sido “quemados” por Obrador al adelantarse como candidatos a la gubernatura y la alcaldía de Centro.
Que al final serán otros los abanderados.
Es decir, Octavio Romero Oropesa y Manuel Rodríguez González siguen con vida.

 

 

 

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s