Adán: disculparse con su diputado

Columna Sin Remitente/

Víctor Ulín/

Como eventual candidato de Morena al gobierno en las elecciones del 2018, Adán Augusto López Hernández debe mostrar que es un político que está más allá de arranques viscerales, incluso contra los propios militantes de su partido  con los que se ha confrontado.

Hace unos días, los magistrados del Tribunal Electoral de Tabasco le restituyeron los derechos partidistas al diputado local, Juan Pablo de la Fuente Utrilla, inhabilitado desde el 9 de junio y hasta diciembre por la Comisión Nacional de Honestidad y Justicia de Morena como consecuencia de la denuncia que en su contra interpuso su dirigente, Adán Augusto López Hernández, por la presunta violación a los estatutos de su partido al haber aceptado la presidencia de la Mesa Directiva del Congreso del Estado.

Con la ley a su favor, el diputado morenista solo pide una cosa: que su dirigente se disculpe públicamente y que haga efectivo el restablecimiento de sus derechos partidistas.

Hasta ayer, no había una postura oficial de Adán Augusto López Hernández sobre el tema, pero le vendría bien a sus aspiraciones que muestre experiencia, que reconozca que se equivocó y que debe, entonces, darle la vuelta a la página e iniciar una mejor relación, más productiva y cercana con sus diputados en el Congreso del Estado.

Juan Pablo de la Fuente Utrilla, en cambio, ha tomado una posición sensata, madura y respetuosa, en espera de que finalmente el fallo de los magistrados sea acatado.

Morena y su dirigente deberían presumir que tienen un diputado que ha hecho diferencia en el Congreso, y capitalizarlo a su favor para lo que viene en el 2018. Eso sería inteligente.

GAUDIANO: EL GOBIERNO A LOS ESTUDIANTES

El alcalde de Centro, Gerardo Gaudiano Rovirosa, tomó una iniciativa que distingue a su administración itinerante: que su gobierno esté, ahora, cerca de los estudiantes, los escuche y atienda. Con su visita a las escuelas públicas, Gaudiano cumple su compromiso de  gobernar con la gente y, de paso, devolverle a las nuevas generaciones de ciudadanos el interés por la política y la cosa pública, tan desacreditados.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s