Pepe Toño: lo que necesita para ser candidato

 

Sin Remitente/

Víctor Ulín/

Por su posición favorable a sus aspiraciones, José Antonio de la Vega Asmitia no puede quedar descartado para ser, eventualmente, el candidato del PRD al gobierno del estado en la elección del 2018.

No está a discusión  su capacidad y talento político para desempeñar el cargo y el reto que impone ser gobernador.

Lo ha demostrado como diputado federal y local, y en otras responsabilidades públicas.

Claro, solo si Gerardo Gaudiano Rovirosa determina no participar, – siendo el único que garantiza el triunfo de antemano en el 2018- y decide buscar la reelección como alcalde de Centro – es que se abre la posibilidad para que Pepe Toño -y otros aspirantes- sea considerado.

No obstante, antes que él, estarían, en ese orden, las aspiraciones de Raúl Ojeda Zubieta, Fernando Mayans Canabal, Oscar Cantón Zetina y Juan Manuel Fócil Pérez.

Pero si hoy fueran las elecciones, el PRD no podría postular a Pepe Toño por una razón fundamental: si bien es un político inteligente y experimentado, carece del posicionamiento que tienen ahora los otros aspirantes perredistas, y no ganaría ni con todo el dinero del mundo.

Primero, para estar en condiciones de competir con sus compañeros de partido que también quieren ser candidato, Pepe Toño necesita más que videos y notas en redes sociales.

Cuenta con menos de dos años para posicionarse entre el electorado y la militancia del PRD, la primera gran aduana que tiene que cruzar para ser aceptado. Debe, sin embargo, empezar a caminar las colonias, las villas, los municipios, a erigir, -si es que de verdad quiere ser candidato-, una estructura política electoral propia, independientemente de que el partido, si es postulado, lo arrope.

Si cambia su estrategia mediática por la territorial,  y una encuesta en la que salga bien posicionado, -aunque no  sea en el primer lugar, -le daría la legitimidad para disputar la candidatura. Entonces se impondría la lógica de quienes promueven sus legítimas aspiraciones: irá creciendo en la campaña con el debido apoyo político-electoral y económico.

Mientras, no basta que Pepe Toño quiera. No es suficiente que aparezca en algunos periódicos y en redes sociales. Requiere que se acerque a la gente, que la escuche y lo conozcan mucho más.

Como coordinador de la bancada del PRD y Presidente de la Junta de Coordinación Política del Congreso del Estado, está en una posición inmejorable para moverse  por el Estado y sumar simpatías que puedan traducirse en tendencia electoral y finalmente en votos en las urnas.

Por lo pronto, hoy, antes que él, hay otros aspirantes mejor posicionados en caso de que Gerardo Gaudiano Rovirosa –que no sería lo mejor- decida no buscar la candidatura al gobierno.

Ante el crecimiento amenazante de Morena, el PRD – y el gobernador- deberán respaldar la postulación de quien garantice el triunfo ante el PRI y Morena, y por tanto la continuidad del Cambio Verdadero.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s